TRATADOS HERMETICOS

TRATADO I – POIMANDRES

Aquí os dejo el principio de este clasico inmortal

1
En cierta ocasión, hallándome sumido en la reflexión sobre los seres  y habiéndose elevado mi pensamiento a las alturas mientras que mis sentidos corporales habían quedado atados a un sopor    semejante al que sobreviene al exceso en las comidas o a una gran fatiga corporal, me pareció que se me presentaba un ser de inconmensurable grandeza, superior a toda medida determinable, que me llamaba por mi nombre diciéndome:
“¿Qué quieres ver y qué quieres aprender y conocer por medio de tu pensamiento?”

2
Y yo dije:
“Pero, ¿quién eres tú?”
“Yo, dijo, soy Poimandres, Nous  de la Soberanía absoluta . Sé que es lo que quieres y en todo momento estoy contigo” .

3
Entonces respondí:
“Quiero ser instruido acerca de los seres, comprender su naturaleza y conocer a Dios. ¡Oh, cómo deseo entender!”.

El me respondió a su vez:
“Abre tu entendimiento a lo que quieres aprender y yo te instruiré” .

4
Pronunciadas estas palabras cambió de aspecto, y súbitamente todo se abrió ante mí y contemplé una visión sin límites, todo convertido en luz, luz serena y alegre, y al verla me enamoré de ella . Y poco después descendió una oscuridad espantosa y temible , envuelta en tortuosas espirales, semejante en mi opinión a una serpiente . Luego esta oscuridad se fue transformando en una especie de naturaleza húmeda que se agitaba de una forma inexpresable, que exhalaba un vapor parecido al que sale del fuego y emitiendo una especie de sonido, algo como un gemido indescriptible   . Después brotó de allí un grito inarticulado, que me pareció la voz del fuego.

5
Entonces, surgió de la luz un Verbo santo  que cubrió la Naturaleza y un fuego sin mezcla se alzó sobre la naturaleza húmeda , elevándose hacia la región sublime; era ligero, vivo y activo al mismo tiempo; y el aire, al ser ligero, siguió al soplo ígneo , elevándose hasta el fuego desde la tierra y el agua, de modo que parecía colgado del fuego . En cuanto a la tierra y al agua, permanecían debajo, íntimamente mezcladas, de modo que no podían distinguirse una de otra y eran agitadas sin cesar por la acción del soplo del Verbo que se oía por encima de ellas .

6
Entonces Poimandres dijo:
“¿Has comprendido lo que significa esta vision?”.
“Quisiera saberlo”, dije yo.
“Esta luz –dijo él- soy yo, Nous, tu Dios, aquél que existe antes que la naturaleza húmeda que surgió de la oscuridad. El Verbo luminoso surgido del Nous es el hijo de Dios”.
“Qué quieres decir”, dije yo.
“Comprende lo que quiero decir: lo que en ti ve y oye es el Verbo del Señor, y tu Nous es el Dios Padre; no están separados el uno del otro, porque la unión de ellos es la vida” .
“Te doy las gracias”, dije yo.
“Pues bien, pon tu atención en la luz y aprende a conocerla”.

7
Después de decir esto me miró fijamente a la cara durante mucho tiempo, mientras yo temblaba ante su aspecto. Luego, al levantar la cabeza, vi en mi Nous  la luz consistente en un número incalculable de Potencias, convertida en un cosmos ilimitado, mientras el fuego era rodeado por una fuerza todopoderosa, y así, sólidamente sostenido, había alcanzado su posición fija . Esto es lo que yo comprendí por medio del pensamiento en esta visión, alentado por las palabras de Poimandres.

8
Como yo estaba por completo fuera de mí, me dijo nuevamente:
“Has visto en el Nous   la forma arquetipo, el principio anterior al comienzo sin final ”. Así me habló Poimandres.
“Entonces –dije yo- ¿de dónde han surgido los elementos de la naturaleza?”.
A lo cual él respondió:
“De la voluntad de Dios , que habiendo recibido en sí misma al Verbo y habiendo contemplado la belleza del mundo arquetípico lo imitó, modelando un mundo ordenado a partir de sus propios elementos y sus propios productos, las almas” .

9
Entonces, el Nous Divino, que es varón-hembra  y existe como vida y como luz , engendró  a partir de la palabra un segundo Nous demiurgo  que, siendo dios del fuego y del soplo, creó Gobernadores , en número de siete, que envuelven al mundo sensible con sus círculos y su gobierno se llama Destino .

Te Puede Interesar

Leave a Comment