Inmanencia

La inmanencia es un término ampliamente utilizado tanto en la filosofía moderna como en la teología, generalmente indica la presencia de un ser o un poder de otras entidades, que es un elemento esencial en la composición de dichas entidades; de igual modo se refiere o prevé la acción o proceso que es tanto el principio y el fin con una entidad idéntica.

Esta definición se emplea comúnmente en las discusiones sobre la relación entre Dios y el universo.

La idea de que Dios es absolutamente inmanente en el universo es una de las visiones del panteísmo, y la oposición a ese concepto del panteísmo es la trascendencia; esto implica que Dios es incognoscible y sin relación con el universo. En cambio, algunas deidades se caracterizan por ser lo uno o lo otro, por ejemplo, el dios griego Pan es un dios panteísta, en tanto que el dios Gran Met (vudú) es un dios trascendente.

En la teología cristiana se ha intentado combinar estas dos características para referirse a Dios, ya que Dios es visto como inmanente en sus acciones y su presencia en las cosas, pero además se considera como trascendente en su esencia.

Los inmanentistas tienen puntos de vista diferentes del universo; por lo general, ven el universo como una entidad autosuficiente y autodeterminada. Otro punto de vista es que el universo está intrínsecamente determinado por leyes mecánicas, que implican una sustancia universal que encarna los principios de las acciones en todos los niveles de la vida, y por lo tanto, cada ser debe equilibrarse con los otros puesto que provienen de la misma sustancia.

En cuanto al conocimiento humano, los inmanentistas hacen hincapié en el contenido del pensamiento en lugar de la reacción mental hacia los objetos exteriores, ya que se piensa que es imposible para el hombre conocer todo lo que existe fuera de sí mismo. Esta visión implica un agnosticismo en lo que se refiere a una realidad trascendente.

Asimismo, surge una opinión contraria, que indica que hay una fuerza inherente que obliga al ser humano hacia la auto-conciencia y auto-perfección; en consecuencia el pensamiento y la acción significativa se mide en términos de realización personal en cualquier momento o etapa de la vida.


Te Puede Interesar

Leave a Comment